martes, 16 de junio de 2015

Cospedal tampoco habría ganado con la vieja ley

La suma de PSOE y Podemos también da mayoría sin la reforma electoral


Se viene repitiendo estos días que el PP habría ganado las elecciones en Castilla-La Mancha si no hubiera cambiado la Ley Electoral en 2014. Pues no es verdad. Con los resultados definitivos del escrutinio a la vista (se publicaron ayer en el Diario Oficial), el resultado con la ley anterior hubiera sido distinto, pero más favorable al PSOE, que habría tenido 21 diputados, por 20 del PP. Tanto Podemos como Ciudadanos habrían tenido cuatro cada uno. Y los socialistas y Podemos también habrían tenido mayoría absoluta (25 diputados) en las Cortes autonómicas. Mª Dolores Cospedal tampoco habría ganado con la vieja ley.
Este es un primer resumen de la comparativa, con los resultados del escrutinio final:


Veamos ahora, provincia a provincia, la diferencia entre los diputados obtenidos (en verde) y los que se habrían añadido (en rojo) si no se hubiera reducido, en la polémica reforma electoral, el número de escaños en el Parlamento regional de 49 a 33.
Los parlamentarios se asignan siguiendo el Sistema D'Hont: se va dividiendo el número de votos obtenidos por cada candidatura por 1, 2, 3... y así sucesivamente, y se van atribuyendo los puestos a los valores y cocientes más altos.

En Albacete, en vez del 3-3 para socialistas y populares, la ley anterior habría dado, siempre con los mismos resultados, 4 al PP, 4 al PSOE, 1 a Podemos y 1 a Ciudadanos:


En Ciudad Real, en vez del empate a cuatro de socialistas y populares, la normativa anterior habría repartido 5 al PSOE, 4 al PP, 1 a Podemos y 1 a Ciudadanos:


La provincia de Cuenca tiene 3 diputados del PP y 2 del PSOE. Con la ley electoral anterior, socialistas y populares habrían empatado a cuatro escaños:


En Guadalajara ha habido dos diputados para el PP, dos para el PSOE y uno para Podemos. Con la ley anterior habrían sido 3 socialistas, 3 populares, 1 de Podemos y 1 de Ciudadanos:


En Toledo, el resultado ha sido de cuatro escaños populares, cuatro socialistas y uno de Podemos. Con la ley electoral anterior habrían sido 5 del PP, 5 del PSOE, 1 de Podemos y 1 de Ciudadanos:


Y ahora, un poco más de política-ficción: ¿Que habría pasado en Castilla-La Mancha si se hubieran repartido los escaños en una circunscripción electoral única, en vez de dividida en cinco provincias? Pues que hubiera habido 13 diputados del PP (tres menos que en el resultado real del 24-M), 13 del PSOE (dos menos), 3 de Podemos (uno más), 3 de Ciudadanos (que no tiene ninguno)  y 1 de Ganemos (que tampoco tiene ninguno).


Comparando los dos modelos, es evidente que la circunscripción única beneficiaría a los pequeños, en detrimento de los mayores partidos:



_____
Fuente: Junta Electoral de Castilla-La Mancha.